NUNCA ESTAMOS SOLOS…

Cuando Dios te lleva al borde del acantilado,

confía en él plenamente y déjate llevar.

Sólo una de dos cosas va a suceder,

¡o él te sostiene cuando tu te caes,

o te va a enseñar a volar!

Amigos…

Nunca estamos solos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s